Problemas de espalda, cómo solucionarlos

Problemas de espalda, cómo solucionarlos

Una mala postura al dormir, muchas horas sentado en la oficina, estar demasiado tiempo de pie o simplemente un mal gesto, son algunas de las muchas razones por las que se puede producir un dolor de espalda.

El dolor de espalda se ha convertido en uno de los problemas de salud más frecuentes en estos tiempos, y ya no solo afecta a la gente mayor, está afectando también a la población joven. Esto ultimo preocupa bastante a los médicos, y en gran parte, se debe a la incorporación de las nuevas tecnologías, puesto que una gran mayoría de niños ya no sale a jugar a las calles como se hacia antes, ahora prefieren sentarse en sus habitaciones con sus teléfonos móviles o jugando a videojuegos, y con el tiempo acaban sufriendo las consecuencias de los dolores de espalda.

Por ello, desde Viamed queremos dar varios consejos para evitar los dolores de espalda, tanto para la población adulta como la población joven.

 

masaje

Consejos para evitar dolores de espalda

-Estirar: Una de las cosas mas importantes para poder evitar los dolores de espalda es estirar, tanto la parte superior de la espalda como la inferior. Estirar no lleva mucho tiempo, y si se hace todos los días se evitarán muchas molestias en la espalda.

-Levantar peso de manera inteligente: En muchas ocasiones tendemos a pensar que si levantamos un día más peso del habitual no va a pasar nada, y esto es un gran error. Existen muchas soluciones antes de tener que coger mucho peso cómo empujar, usar carretillas, montacargas o correas, o algo tan sencillo cómo pedir ayuda o hacer varios viajes si se trata por ejemplo de una caja con varias cosas. En el caso de tener que levantar peso, es importante levantarlo con las rodillas, separando los pies a una distancia similar entre los hombros, luego hay que ponerse de cuclillas junto al objeto y sostenerlo con un agarre seguro.

-Hacer ejercicio: Este punto parece el más lógico pero mucha gente tiende a olvidarse de lo importante que es hacer ejercicio. A parte de ser imprescindible para estar en forma y tener una buena salud, el ejercicio es muy importante para tener una espalda sana. Si haces ejercicio de manera gradual, sin duda vas a notar los beneficios en tu espalda, además de sentirte bien físicamente.

-El trabajo: Los dolores de espalda más comunes provienen de pasar muchas horas en el trabajo. Por ejemplo, si trabajas en una oficina y tienes que pasar largas horas sentado, debes mantener una postura correcta; Siéntate derecho y evita encorvarte y tener los hombros caídos, usa una silla ergonómica. También es importante levantarse de vez en cuando y caminar, yendo al baño, a por un café o lo que haga falta, por lo menos unos pasos cada hora de trabajo. Cuando finalice la jornada laboral, hay que evitar volver a sentarse, un paseo o un poco de ejercicio vendrá bien para compensar todas las horas del día que has estado sentado.

-Hidratación: Mantenerse hidratado es beneficioso para toda la salud en general. Respecto a la espalda, una buena hidratación diaria evitara muchas lesiones y caídas, puesto que cuando nos estamos hidratados, estamos más débiles de lo habitual y tendemos a ser más torpes.

 

Estos pequeños cambios todos los días evitaran dolores fuertes de espalda y graves lesiones. Es muy importante acudir a un profesional si los dolores son constantes, si se va dejando pasar con el tiempo va a ser mucho peor y la lesión va a permanecer.